Queridos perdedores

"Little miss sunshine" es una road movie de esas que me fascinan, pero además ésta ostenta otras virtudes: fresca, desenfadada, te salpica de humor negro, se mofa con infinita ternura de todos sus personajes, hay un coprotagonismo compartido y sustentado por los seis miembros de la familia gringa no típica ni arquetípica. Es una gozada que nos lleva de paseo bajo unos cielos magníficos, además de reseñar a Proust y Nietzsche, ¿quién diría?

1 comentario:

topocho dijo...

La verdad no daba nada por la película pero tu comentario la hacer ver interesante...